lunes, 12 de diciembre de 2016

Para la Organización Colegial Naturopática el aumento de las ventas de Productos Herbodietéticos y Afines es un buen indicador del crecimiento en la demanda de los Servicios Profesionales de Naturopatía

La venta de Productos Herbodietéticos y Afines ha ido aumentando de manera significativa durante el año 2016 debido principalmente a factores relacionados con una mayor información sobre los factores que inciden en la salud, lo cual desemboca en nuevas formas de enfocar los problemas de salud menos medicalizados. Y durante los últimos años tiene su importancia las campañas realizadas sobre los peligros del uso inadecuado de los antibióticos.

Otros factores que también está influyendo en que los ciudadanos recurran más a los Métodos Naturales y Procedimientos de Salud es la asequibilidad a los Servicios prestados por los profesionales Naturópatas que actualmente ejercen en toda España dando soluciones naturales a problemas de salud concretos al objeto de que la persona satisfaga sus necesidades naturales de salud, bienestar y calidad de vida.

Al terminar el año, los Productos Herbodietéticos y Afines que más suelen aumentar su consumo son los relacionados con los clásicos resfriados y afines, con una múltiple y variada gama de estos productos que casi siempre van acompañados de los remedios clásicos que siempre dan tan buen resultado aplicados con una metodología naturopática.

De entre estos productos se pueden destacar los Remedios Herbarios como el tomillo, la equinacea, el llantén, el regaliz, la drosera etc.. en sus distintas formas y presentaciones comerciales de jarabes, extractos… Pero de entre estás plantas es la equinacea la que más aceptación está teniendo, aunque su efectividad está más demostrada cuando actúa en sinergia con otros remedios herbarios y otros complementos herbodieteticos como son el propolis y la jalea real.

La equinacea contiene una serie de componentes como los compuestos fenólicos (ácido chicórico, equinacósido, flavonoides), polisacáridos y alquilamidas entre otros, potencian varios grupos de células del sistema defensivo humano convirtiendo a la equinácea en una de las plantas más eficaces frente a gripes y resfriados. Así lo demuestran estudios realizados que constatan que la equinácea puede disminuir en un 58 por ciento el índice de probabilidades de resfriarse.

El própolis es una sustancia resinosa que forma parte del sistema inmunológico de los vegetales superiores (árboles). La abeja la recoge y transforma, para desinfectar la colmena, sellar grietas y embalsamar intrusos que no puede expulsar por su tamaño. Su composición es muy variable, dependiendo de la flora y el clima de cada lugar. Pese a ser el producto más usado y más investigado de la colmena, aún no se ha concluido su estudio científico, iniciado recién en la década del 60 en Europa del este. Ya se le han detectado más de 250 elementos constitutivos y unos 50 principios biológicamente activos, lo que explica su gran cantidad de propiedades. Tiene resinas, bálsamos, aceites esenciales, minerales (más de 20 oligoelementos), vitaminas, aminoácidos (7 de los 8 esenciales) y más de 50 grupos de flavonoides. Científicamente se le han demostrado 20 propiedades: es antibacteriano, antimicótico, anticolesterolémico, antiparasitario, desinflamatorios, antioxidante, antitóxico, antialérgico, analgésico, anestésico, antituberculoso, antiviral, citostático, desodorante, epitelizante, estimulante de la inmunogenesis, fitoinhibidor, hemostático, hipotensor y termoestabilizador. Sus cualidades antioxidantes -además de reducir el efecto de los radicales libres- son responsables de la acción antiviral, al inhibir el desarrollo de virus patógenos. Además de su amplio efecto antibacteriano, el propóleo estimula la reacción inmunológica del organismo, complementando ambas funciones sin producir alteraciones de la flora bacteriana, cosa que ocurre con los antibióticos.

La jalea real es un producto segregado por las glándulas hipofaríngeas y por las glándulas mandibulares de las abejas nodrizas, cuando disponen de polen, agua y miel. Desde el punto de vista nutritivo, los análisis bioquímicos destacan su riqueza en vitamina C, E, A, vitaminas del grupo B (B1, B2, B, B6, ácido fólico), minerales (fósforo, hierro, calcio, cobre, selenio), ácidos grasos insaturados, aminoácidos y sustancias hormonales. Entre sus propiedades cabe destacar que posee un efecto estimulante, tonificante y reequilibrante del sistema nervioso, mejora la oxigenación cerebral, regulariza los trastornos digestivos. Aporta la energía extra necesaria a niños y adolescentes en edad escolar, sobre todo en época de exámenes y competición deportiva. Contiene ácido petroilglutámico y nicotinamida por lo que se le atribuye una acción vasodilatadora y favorecedora de la proliferación de glóbulos rojos. También posee poder antimicrobiano, por los que puede ser recomendada como preventiva en periodos de epidemias gripales y como refuerzo del sistema inmunitario de los grupos de más riesgo: niños, ancianos y personas debilitadas.

Para más informaciòn sobre un producto Herbodietético y Afin, la Organización Colegial Naturopática recomienda recurrir al asesoramiento de un Profesional Naturópata Colegiado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada